Palabras de Jorge Capella

Estimados amigos y estimadas amigas, colegas:
Creo que los actuales directivos de nuestra institución han hecho muy bien de celebrar el 24° aniversario con el panel “Desafíos de Foro Educativo en la hora actual”, con el propósito de renovar nuestros compromisos con la educación peruana.
Foro Educativo se fundó a partir del Seminario “La Escuela que el Perú necesita” y desde sus inicios estuvo en la vanguardia de la educación nacional. Muestra de ello son el Proyecto Educativo Nacional y el Consejo Educativo Nacional. En el primero se recogieron la mayoría de nuestras propuestas y en el segundo, si bien no se logró que fuera totalmente independiente del Ministerio de Educación, se incorporaron en él muchos de nuestros planteamientos. Es más, en el primer Consejo más de la mitad de sus miembros lo eran también de Foro y su primer presidente fue nuestro siempre recordado Ricardo Morales.
Luego, Foro Educativo fue creciendo y desarrollando una obra considerable en bien de la educación en nuestro país, gracias al trabajo de los asociados y de los aportes financieros de varias entidades y agencias, especialmente de la Fundación Ford. Así por ejemplo, el 23 de octubre de 2003 se constituyó el Foro Latinoamericano de Políticas Educativas que fue uno de nuestros hitos.
La realidad fue cambiando y poco a poco se dejó de percibir los apoyos con que se contaba. Por eso hay que reconocer y admirar el trabajo realizado por las juntas directivas que se han ido sucediendo.
No voy a entrar en detalles, pero si quiero destacar que el 12 de julio del 2002, un día como hoy, hace exactamente diez años, al conmemorar el décimo aniversario de vida institucional realizamos un Panel Diálogo sobre el mismo asunto que ahora nos convoca y en el que participaron, entre otros, Ricardo, Shona, Jesús y Pepe que ya nos han dejado.
Quiero recordar que en ese panel desarrollé el tema “Los desafíos de Foro Educativo en la hora actual desde la ética”. Lo concluí con una exigencia que creo tiene plena vigencia: Requerimos de una ética de la vida que no se agote en la vida misma como supervivencia, sino que desencadene situaciones generadoras de una ética de la naturaleza, una ética del desarrollo, una ética de la política, una ética del beneficio, y sobre todo, una ética de la solidaridad, capaces en sí mismas de descorrer el velo de nuestras posibilidades en el umbral del siglo que acabamos de iniciar con tantas expectativas y tanta incertidumbre a la vez.
Ahora, luego del panel habrá un intercambio de ideas, en pequeños grupos, para analizar cuáles son en la actualidad los retos que se plantean a Foro Educativo y a los que deberán hacer frente los asociados, cada uno desde su puesto de trabajo, en aquello que le competa y según sus posibilidades.
Amigos, colegas: que no nos falte la inteligencia, la determinación, y la intrepidez para actuar a tiempo pues el Perú nos necesita.
Muchas gracias.
Cedo el uso de la palabra a José Ignacio López Soria y a Ángela Reymer.